Menu

NEWSLETTER


Inscribete al Newsletter



A+ A A-

La paz, estúpido

"Nuestro País sufre hoy momentos dramáticos de violencia, crimen, corrupción y anarquía": senador Horacio Serpa Uribe

Bogotá D.C., abril 24 de 2018.- Todavía recuerda el mundo la frase de James Carville, estratega de Bill Clinton, cuando el entonces Gobernador de Arkansas se enfrentaba a George Bush, quien buscaba un segundo período presidencial. Bush arrasaba en las encuestas y la gente de Clinton no encontraba

 el tema que les permitiera derrotar la reelección. “La economía, estúpido”, escribió Carville. La frase se hizo pública, se volvió viral, Clinton asumió el tema económico como bandera de su campaña en esos momentos de recesión y desempleo y logró derrotar a su oponente.

Nuestro País sufre hoy momentos dramáticos de violencia, crimen, corrupción y anarquía. La Justicia cojea, la política está desprestigiada, los gobiernos perdieron credibilidad, se investigan desfalcos en las Fuerzas Armadas, hasta se robaron la plata para la paz. En el oriente colombiano mandan los elenos y los clanes criminales, al sur campean los asesinatos y el secuestro y no se pueden contener las fuerzas del mal, el pacífico está inundado de narcotráfico y de muerte. Los líderes populares son asesinados.

Mientras tanto, los Acuerdos de paz logrados por el Gobierno Nacional con las Farc se están desbaratando. Es lo que indican los 47 excombatientes asesinados y los 9 desaparecidos, el caso Santrich, los incumplimientos del gobierno denunciados por los ex insurgentes, el que solo un proyecto productivo se haya aprobado en el proceso de incorporación y el retiro de Márquez y del paisa a zonas próximas al que fue escenario de la guerra. No hay que ser ingenuos, comenzó el repliegue, lo que explica el llamado de Timochenko al órden.

Tendremos elecciones y hay buenos candidatos y candidatas. Hacen propuestas, difunden programas, participan en debates, pero muchas veces parece que luchan por la Presidencia de otro país. Ninguno mete la mano en el fuego, todos son teóricos, los temas se asumen por las ramas. Es hasta cierto punto explicable que nadie se quiera “untar” porque una mala frase, una interpretación mal entendida, un pequeño desliz fuera de contexto, puede perjudicarlos. Pero lo cierto es que mejorando el PAE, corrigiendo “Ser Pilo Paga” o ampliando los cupos del Sena no se va a arreglar este país.

Claro que esos y otros temas son importantes. ¿Pero así se va a erradicar la coca, reducir al clan del golfo, acabar con la anarquía en el Catatumbo, solucionar la pobreza, remediar los problemas de Buenaventura y Tumaco, acabar con la corrupción, proteger  a los líderes sociales, enderezar la economía o indemnizar a las 8 millones de víctimas del conflicto?.

Lo inmediato es terminar bien y pronto el proceso de reconciliación con las Farc. El país no puede cometer la estupidez de permitir un retroceso en asunto tan vital. El Presidente Santos y su gobierno no deben desfallecer en hacer el máximo esfuerzo para recomponer lo que se está desbaratando, y los candidatos tiene en deber político y ético, todos, de todas las orientaciones, de hacer un pacto para culminarlo satisfactoriamente. Si de verdad queremos ser pilos, salvemos el Acuerdo con la Farc. De resto, todo lo demás  se agravará.

 

0
0
0
s2sdefault
Color I Color II Color III